Invasor en Florida: IRISH WAR CRY SE CRECIÓ EN EL HOLY BULL S. (G2)

El alazán Irish War Cry (14, Curlin en Irish Sovereign, por Polish Numbers) sorprendió al Campeón Classic Empire (14, Pioneerof The Nile en Sambuca Classica, por Cat Thief) y al doble ganador clásico de grado Gunnevera (14, Dialed In en Unbridled Rage, por Unbridled) en el Holy Bull S. (G2, Gulfstream Park, 1700m, 1:42.52), implantando su propio tren de carrera de principio a fin. Sin excusas visibles, los favoritos no pudieron ante la capacidad motora que enseñó el “invasor”, que vino desde Laurel Park (Maryland, EUA) a buscar puntos para entrar en la contienda del próximo Kentucky Derby (G1).

Contundente fue el tránsito de Irish War Cry – Foto: Leslie Martin / Coglianese Photo

Saliendo raudo, como muchos esperábamos, Irish War Cry dominó, prácticamente, desde la partida, colocando clara ventaja sobre su más cercano seguidor, Talk Logistic (14, High Cotton en Alotofappeal, por Trippi), que superaba por ½ cuerpo al Campeón reapareciente Classic Empire. Unos 2 cuerpos atrás, parecían esperar su momento, Gunnevera, por dentro, y Cavil (14, Elusive Quality en Al Andaleeb, por Bernardini), que se le apareaba, por fuera. En parciales de 24.14 (400m) y 47.92 (800m), el alazán que entrena Graham Motion mantenía sólido dominio, pese a que sus seguidores comenzaron a ejercer presión sobre él. Incluso Gunnevera comenzó a acercarse temprano, lo cual hacía presumir pelea en la recta final.

Sin embargo, todo fue diferente a lo supuesto. Cuando pasaron los 1200m (1:11.87) y sus seguidores intentaron darle alcance, llamado a rendir por su jinete, Joel Rosario, el vistoso Irish War Cry mostró que tenía mucho aún por dar y, al contrario de lo esperado, se fue, se escapó, con solvencia, haciendo inútiles los esfuerzos de Javier Castellano sobre Gunnevera, porque el Campeón Classic Empire llegó hasta la entrada de la recta final y, en adelante, se mantuvo con la inercia, manteniéndose 3º ante la poca capacidad mostrada por el resto de los rivales. Decepcionante la reaparecida. Nuestra percepción es que no estaba lo suficentemente puesto para la reaparecida. Deberemos esperar los reportes de la cuadra en los días venideros. Por lo pronto Leparoux, su jinete afirmó que regresó bien, “no hay excusas” agregó.

El cotizado Curlin – Foto: Lane’s End Farm

Irish War Cry con este triunfo se mantuvo invicto en 3 salidas a la pista, habiendo triunfado en el Marylander S. (Laurel Park, 1400m, 1:22.71) el pasado 31 de diciembre, luego de debutar ganando en 1200m (1:10.62) en el mismo escenario. Ahora subiendo de distancia y enfrentando un lote, definitivamente, de mayor envergadura, pasó la milla en 1:36.37, rematando los 100m finales en 6.15 con total comodidad. Sin duda alguna, una excelente actuación que, desde ya, le cataloga como un prospecto de valía. Sus ganancias se elevaron a US$295.460. Según sus allegados aún no hay planes, pero luce obvia su participación en el Fountain of Youth S. (G2) el próximo 4 de marzo y en el Florida Derby (G1) a correrse el 1 de abril, como pasos previos a la carrera bonita, el Derby de las Rosas.

Hijo del cotizado multicampeón Curlin (04, Smart Strike en Sherriff’s Deputy, por Deputy Minister), el alazán Irish War Cry es el primer ganador clásico que produce su madre entre 6 corredores, todos ganadores. Su padre, cuyo salto fue valorado en US$150.000, para la venidera temporada de montas, está representado a la fecha por 31 ganadores clásicos (9%) con 6 producciones en edad de correr. Su patrón de cruce responde al poderoso nick internacional Mr. Prospector-Northern Dancer, mostrando en su pedigree la conjunción de los celebrados hermanos Vece Regent (67-95, Northern Dancer en Victoria Regina, por Menetrier), reconocido Líder Semental en Canadá, y el Campeón y Caballo del Año canadiense Viceregal (1966-84), lo cual produce un magnífico factor Rasmussen a la importante matrona Victoria Regina (58, en Victoriana, por Windfields). Adicionalmente, se aprecian 3 cruces al extraordinario Northern Dancer (61-90, Nearctic en Natalma, por Native Dancer), a través de los dos citados hermanos canadienses y el importantísimo Danzig (77-06, en Pas de Nom, por Admiral’s Voyage).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *