HIPÓDROMO PRESIDENTE REMÓN (Panamá): La invicta estadounidense BAILA volvió a brillar en el Clásico Familia Navarro (Pan-G2)

Ya había debutado en compromisos clásicos, obteniendo la victoria cómodamente en el Clásico Jorge Amelio (Pan-G2, Hipódromo Presidente Remón, 1400m, 1:27-3/5) a finales del mes de diciembre, pero el domingo pasado, 2 de febrero, la alazana estadounidense Baila (17, Danza en Miss Reve, por Roman Ruler) tuvo la oportunidad de certificar que aquel triunfo no había sido casual, enfrentando prácticamente al mismo lote que venía de derrotar en la 69ª versión del Clásico Ernesto Navarro Díaz, Ernesto y Ramón Navarro Diez, y Eric Navarro C. (Pan-G2, Hipódromo Presidente Remón, 1400m, 1:28.97), el 2º clásico del calendario hípico panameño 2020.

Baila tomada de las bridas por su entrenador tras su 2º triunfo clásico – Foto: Captura TV.

El lote se conformó con siete potras importadas, todas de 3 años, seis estadounidenses, incluida Baila, y una argentina, cuatro de ellas con experiencia clásica. Al ordenarse la partida, desde el primer momento, Baila salió a poner presión a sus rivales, intentando implantar su ritmo de carrera. Se le opuso Slugger Queen (17, Fast Anna en Class Break, por Sunday Break) y tomó la delantera, por poco, pues la invicta y gran favorita, contenida por Jesús Barría, se quedó a su costado, mientras que la ganadora clásica Carmen’s Sense (17, Street Sense en Carmen’s Mystery, por War Front) y Holy María (17, Macho Uno en Marilisima, por Jed Forest), ambas estadounidenses, les seguían los pasos de cerca. Así pasaron los primeros 400m en 23.63. Rumbo al 2º cuarto de milla (48.47), el efectivo Jesús Barría dejó que Baila se fuera a la punta y comenzó a controlar la carrera, aunque sin poner toda la carne al asador todavía. Carmen’s Sense y Holy María pronto se mostraron incapaces de ejercer presión a la invicta que entrena Luis Antonio Paz Rodríguez de Obarrio, mientras que Slugger Queen quemaba sus velas intentándolo. Al final pagaría por ello.

Girando el codo final, Baila comenzó a definir las acciones definitivamente a su favor. Así, una vez que piso la recta final, exigida por Barría, la alazana comenzó a motorizar su fuerza corredora y acabó con el chance de sus contrincantes, que quedaron en una carrera aparte para decidir quién ocuparía el 2º Lugar. Se escapó contundentemente, pasando los 1200m en 1:15.84, dedicándose a galopar los 200m finales, los cuales transitó en 13.13, para dejar registro final de 1:28.97. Para el lugar de escolta, desde atrás, surgió con serias intenciones la estadounidense Natalia Lorena (17, Jack Milton en Yankee Glider, por Quiet American), escolta de Baila en el Clásico Jorge Amelio (Pan-G2), sin embargo, esta vez se le adelanto La Enaltecida (17, Flat Out en Flowery, por Distorted Humor), quien le dominó por una cabeza, quedando a más de 10 cuerpos de Baila. A poco más de 2 cuerpos de ellas, Holy María se mantuvo en la 4ª posición, mientras que la argentina Lista para Reinar (17, Valid Stripes en Fantalinda, por Ride the Rails), luego de correr entre las últimas todo el trayecto, mejoró levemente para completar la pizarra. Las restantes, Slugger Queen y Carmen’s Sense, arribaron en los dos últimos lugares.

Para Baila fue su 2º triunfo clásico consecutivo, el tercero de su campaña, pues debutó ganando el pasado 8 de diciembre, en el lote de perdedoras, sobre distancia de 1100m (1:06-2/5). Suma ahora premios por US$36.960. La victoria, arrolladora por demás, pareció demostrar que podría ir más allá de estos tiros cortos y que podría afrontar con éxitos pruebas de cuatro codos. La forma en que aceleró durante la recta final dejó la sensación que aún tenía mucha gasolina en el tanque.

La estampa de Danza – Foto: Louise Reinagel.

Se trata de una hija del promisor semental estadounidense Danza (11, Street Boss en Champagne Royale, por French Deputy), sorpresivo ganador del Arkansas Derby (G1, Oaklawn Park, 1800m, 1:49.68) en 2014, que luego obtendría un valioso en el Kentucky Derby (G1, Churchill Downs, 2000m, US$2.000.000), la última carrera de su corta campaña (5 acts., US$866.428). Con su 1ª producción activa, Danza tiene en Baila su 2º ganador clásico, con un total de 49 corredores, lo cual significa un 4,1 % de ellos. Nieta materna del Líder Semental en Argentina, Roman Ruler (02-17, Fusaichi Pegasus en Silvery Swan, por Silver Deputy), la alazana Baila es el primer ganador clásico producido por su madre, entre 3 corredores, todas hembras y todas ganadoras.

Responde al magnífico patrón de cruce Mr. Prospector-Mr. Prospector, en una buena versión Machiavellian-Fusaichi Pegasus, que produce un pedigree en el cual resalta un inbred, en arreglo 4×3, al influyente semental estadounidense Ogygian (83-15, Damascus en Gonfalon, por Francis S), quien se repite a través de dos de sus hijas, al ser el abuelo materno de Street Boss (04, Street Cry en Blushing Ogygian) y de Miss Reve (08, en Grand Ogygia). El primero el abuelo paterno de Baila y la 2ª su madre. Expandido a sus primeras 6 generaciones, el pedigree de Baila enseña una cuádruple presencia del poderoso Mr. Prospector (70-99, Raise A native en Gold Digger, por Nashua), en fórmula (5×5)x(4×6), a través de 4 fuentes distintas, pues tanto Danza como Roman Ruler son individuos que ostentan duplicaciones del inolvidable padre de padrillos. A esta excelente fórmula se añade un 4×5 al muy importante Deputy Minister (79-04, Vice Regent en Mint Copy, por Bunty’s Flight)¸ además de un par de 6×6 a los extraordinarios Northern Dancer (61-90, Nearctic en Natalma, por Native Dancer) y Halo (69-00, Hail To Reason en Cosmah, por Cosmic Bomb), ambos excelsos representantes de la gran familia 2-d.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *