ROYAL RANDWICK (Australia): CHRIS WALLER se quedó con el The Everest gracias al potro YES YES YES

Sin duda alguna, Chris Waller ha venido acumulando triunfos en cuanto clásico, G1 o no, ofrece la hípica australiana, con una regularidad pasmosa, sorprendente, tan regular que parece algo sencillo, pero la realidad es que la generalidad de las carreras de primer nivel en Australia, están repletas de corredores y, generalmente, con un buen grupo de ellos con un sólido respaldo para estar en la competencia. Por ello, reconocer el éxito fantástico que logra Waller no es más que un acto de pura justicia. Es un fenómeno.

Esta vez, el líder entrenador celebró el triunfo en el III The Everest (Randwick, 1200m, grama, US$9.597.000), cuya bolsa le convierte en la prueba más rica del mundo sobre la grama, además de la mejor rentada exclusiva para sprinters. El triunfo lo obtuvo a través del desempeño victorioso del potro Yes Yes Yes (16, Rubick en Sin Sin Sin, por Fantastic Light), el único tresañero del lote de 12 participantes, que logró contener el avance final del gran favorito Santa Ana Lane (12, Lope de Vega en Fast Fleet, por Fastnet Rock), al cual dejó ½ cuerpo atrás, mientras que el castrado Trekking (14, Street Cry en Outdoor, por Redoute’s Choice), defensor de las sedas de Godolphin, se quedó en el , apenas un pescuezo detrás del favorito.

Yes Yes Yes atropelló con mucha solvencia – Foto: Steve Hart

La mejor cotizada de la cuadra de Waller, una de las 4 hembras presentes en el lote, Arcadia Queen (15, Pierro en Arcadia, por Redoute’s Choice) arribó penúltima a la meta, derrotando tan sólo al único corredor “extranjero” en la carrera, el valioso Ten Sovereigns (16, No Nay Never en Seeking Solace, por Exceed and Excel), que siempre corrió en los últimos lugares y no respondió en absoluto cuando fue requerido en la recta final. Lo contrario ocurrió con Yes Yes Yes, que accionó ganándose a tres rivales, precisamente, Ten Sovereigns, Santa Ana Lane y Trekking. En esa posición giró la última curva, iniciando su remate a la entrada del terreno derecho definitivo, tal como también lo hicieron también Santa Ana Lane y Trekking, e incluso Ten Sovereigns, el único que no tuvo reacción positiva. Sin embargo, fue tan explosiva la atropellada de Yes Yes Yes, respondiendo al certero pedido de Glen Boss, que el potro arrancó a rematar despegándose con soltura de sus “compañeros” rematadores, yéndose directo a la busca del castrado Nature Strip (14, Nicconi en Strikeline, por Desert Sun), que intentó unir salida y llegada, manteniéndose en punta hasta los 100m finales, cuando fue “destronado” por Yes Yes Yes, sin compasión. Santa Ana Lane y Trekking, atropellando apareados, afuera de todos sus rivales, pudieron descontar ventaja al ganador sólo en los 50m finales, cuando ya todo estaba decidido. Nature Strip se sostuvo en el 4º lugar, conteniendo la tardía atropellada de Pierata (14, Pierro en Novembler Flight, por Flying Spur), que cerró a su pescuezo. Redzel (12, Snitzel en Millrich, por Rubiton), hasta ahora, el único vencedor de la prueba, al ganar las dos primeras versiones, persiguió insistentemente a Nature Strip, se mantuvo hasta los 200m finales, fracasando en su intento de darle alcance al puntero, cediendo en los metros postreros y cruzando el disco por delante de sólo 4 rivales (). El registro final de la prueba fue de 1:07.32, que pasa a ser el “récord” para la prueba, destronando la marca inaugural de 1:08.36, establecida por Redzel en 2017, además del récord de pista en la distancia.

Quedando para la historia como el primer 3 años que triunfa en The Everest, triunfando ante los mejores sprinters del momento en Australia, el castaño Yes Yes Yes obtuvo así el 4º triunfo de su campaña, colocando su récord en 4-3-0 (8 acts.) y elevando sustantivamente sus ganancias hasta US$4.918.085 (Aus$7.174.450). El potro venía de figurar en el Golden Rose S. (G1, Rosehill Gardens, 1400m, grama, septiembre/28), su segundo placé consecutivo pues también estuvo en el Run to the Rose S. (G2, Rosehill Gardens, 1200m, grama, septiembre/14), su reaparecida luego de fallar (), perdiendo una seguidilla de 3 triunfos, en el prestigioso y rico Golden Slipper (G1, Rosehill Gardens, 1200m, grama, marzo/23), su carrera posterior a su única victoria clásica hasta ahora, el Todman S. (G2, Randwick, 1200m, grama, 1:08.40) lograda el 9 de marzo. Cortó así con un trío de derrotas seguidas.

Rubick comienza a responder en la cría – Foto: Stallions Australia

Yes Yes Yes es hijo del doble ganador clásico de grupo en Australia y semental de Coolmore Australia, Rubick (11, Encosta de Lago en Sliding Cube, por Rock of Gibraltar), cuya madre es ¾ hermana del sensacional Redoute’s Choice (96-19, Danehill en Shantha’s Choice, por Canny Lad). El potro pertenece a la 1ª producción del joven semental, que ingresó a la cría en la temporada 2015. A la fecha, Rubick ha sido representado por 2 ganadores clásicos , los cuales significan el 3,0 % de sus corredores . Cuenta con 7 ejemplares selectivos , incluyendo aquellos con figuraciones clásicas, representando ellos un interesante 10,4 % de sus corredores .

El potro responde al benéfico patrón de cruce Northern Dancer-Blushing Groom, en una sólida versión Fairy King-Rahy, que genera un pedigree, en este caso, abierto en las primeras 4 generaciones, en el cual se aprecia un múltiple linebred, de 5 presencias, del extraordinario Northern Dancer (61-90, Nearctic en Natalma, por Native Dancer), visible en fórmula (4x6x6x6)x5, a través de 4 fuentes distintas, pues ocurre la duplicación 5×4 al Triplecoronado NIjinsky II (67-92, en Flaming Page, por Bull Page), a través de 2 hijas, pues es el padre de la 3ª madre de Rubick y es el abuelo materno de Fantastic Light (96, Rahy en Jood), a su vez, el abuelo materno de yes Yes Yes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *